¡Extraña enfermedad! La culebrilla puede darle a cualquiera, conoce aquí todo sobre ella

La culebrilla, también llamada herpes zoster, es una erupción muy dolorosa en el cuerpo que también puede afectar tu cara y se produce en muchos países de Latinoamérica. Estudios aseguran que la enfermedad afecta a las personas en algún momento de su vida, viéndose más afectados los adultos mayores de 60 años.

Este virus puede afectar gran parte del cuerpo, dejándonos con malestar, sin ánimos de nada, y que puede permanecer en el organismo de forma inactividad hasta su erupción, por razones aún no esclarecidas.

Entre sus síntomas, se manifiesta por medio de un sarpullido en todo tu cuerpo, incluso la cara. Pero antes de la erupción cutánea, el afectado puede sentir síntomas como picazón, ampollas o cosquilleos, y luego esto puede dejar algunas costras en tu piel que suelen desaparecer dos semanas después.

La culebrilla puede afectar a cualquier persona, incluyendo niños, que en algún momento sufrieron de varicela. Por otro lado, hay personas que creen que se trata de un “mal de ojo”, “brujería” o que surge a causada de mucho estrés.

En cuando a su contagio, se puede pasar a otra persona a través de los fluidos y sólo se transmite cuando tiene actividad la enfermedad, en su plena erupción.

Tratamiento

El tratamiento para la culebrilla es algo variado y en algunos casos “extraño”, los doctores suelen recetar antivirales para combatir los malestares y reducir sus síntomas, pero eso no el del todo efectivo. También indican analgésicos, compresas, lociones y hasta rezos para espantar las malas vibras, todo depende de la ideología de cada quien.

La pregunta del millón es ¿se puede prevenir? Estudios de la prevención de Herpes Zoster demostraron que a través de una vacuna especial se reduce el riesgo de desarrollarlo. Como también dicen que el estrés influye en el desarrollo del sarpullido, es recomendable llevar una vida organizada, relajada, evitando los lapsos de estrés continuos, hacer yoga y ejercicios de relajación.

Información de clarin.com


Síguenos en Facebook