El día en que los padres deben contar la verdad sobre Santa Claus

A todos les llega el momento de revelar la verdad sobre una de las ilusiones más lindas de la niñez: Santa Claus no existe.

Dura, fría, y contundente. En otras generaciones se dejaba que el propio niño descubriese quién en realidad colocaba los regalos bajo el árbol.

santa
Foto: Goodtoknow

Su propia inteligencia era suficiente para encontrar que Santa no existía, salvo en la imaginación. Sin embargo, los tiempos han cambiado…

Existen maneras simples de ser franco pero a la vez directo sobre esta idea de la Navidad.

Si bien es una de las formas más lindas de promover valores como la generosidad, lo cierto del caso, es que debe llegar ese día en que los ayudamos a tener los pies en la Tierra.

santa navidad
Foto: Radio

Con cuidado y sin mucha premura, tomando en consideración los principios básicos de la psicología infantil.

La especialista, María Paula Gerardi, explica que a la edad de 5 años un niño no distingue entre fantasía y realidad, predominando el pensamiento mágico.

“Por eso, el niño atribuye a los seres animados o inanimados características humanas, cree realmente que los animales o los objetos hablan y actúan como los seres humanos… Esto es muy sano ya que la imaginación y la fantasía son muy importantes en el desarrollo del psiquismo infantil.”

santa navidad
Foto: Yorokobu

Ahora bien, con los 6 años empiezan las dudas. ¿Papá Noel o Santa serán verdad?

Sin embargo, esta edad todavía es muy pronto para contarlos lo que sucede en la vida real. Lo mejor es esperar a que tenga entre 7 y 8. ¿Por qué?

“A esa edad los chicos comienzan a desarrollar un tipo de pensamiento más abstracto y están mejor preparados para comprender la verdad. De hecho, muchas veces chicos van sospechando, y llegan solos a la conclusión de que en realidad son los padres los que compran los regalos”.

Cuando la verdad se conoce, no sinceramente los hace libre. De hecho, puede tener que enfrentar muchas más preguntas, e incluso, situaciones incómodas.

santa
Foto: Avancemundial

Hay quienes se enojan porque los padres les mintieron, mientras que otros entran en una fase de negación queriendo seguir creyendo que Santa es de verdad.

En ambos casos, lo mejor es mantener la calma y explicarlo de forma clara y sencilla conforme a la edad.

“Hay que acompañarlos y darles tiempo para procesar la nueva información”.

“No sería raro que ellos se resistan a aceptar las nuevas reglas de juego.”

santa
Foto: Guiainfantil

Te puede interesar: Los 6 sweaters inspirados en “Stranger Things” para utilizar esta Navidad

“No hay que ponerse muy insistente, ni volver al tema”.

“Es normal que tarden en asimilar esta nueva información”.

Te puede interesar: 8 ideas alternativas de guirnaldas modernas para Navidad

“A medida que pase el tiempo y que hablen con otros irán aceptando poco a poco que Santa no existe”.

Con información de Planeta Mamá


Síguenos en Facebook