Niño de 11 años deja crecer su cabello para crear pelucas y donarlas a pequeños con cáncer

Cada vez que me toca redactar una nota de este tipo, se me eriza la piel, porque me llena de alegría el saber que aún hay personas de buen corazón en el mundo dispuestas a ayudar a los más necesitados.

En esta oportunidad, te hablaré de Joshua Scott-Hill de Gales, un pequeño de 11 años de edad, quien se estuvo dejando crecer su cabello desde enero de 2016, luego de conocer a la hija de uno de los amigos de su madre, quien ha estado luchando contra el cáncer desde hace meses.

Foto: LGE

Samantha Scott, madre del niño recuerda el día de esa reunión por la siguiente frase: “Preguntó dónde estaban sus cejas, y yo dije: ‘¡Oh no!’”. A lo que, acto seguido, Joshua indicó:  “Tenía curiosidad, así que le pregunté, y ella dijo que estaba pasando por quimioterapia y por eso perdió el cabello”.

Te puede interesar: Edith González escribirá libro sobre su experiencia con el cáncer

Sin embargo, luego de ese pequeño encuentro, el chico decidió dejarse crecer su cabello para así, poder donarlo a Little Princess Trust, una organización que fabrica pelucas para niños que pierden el pelo a causa del tratamiento contra el cáncer.

Foto: LGE

Para él, todo el proceso fue un poco difícil, porque llegó a recibir gran cantidad de burlas en la escuela por su largo cabello rubio. Un par de personas me llamaban ‘niña’, me apodaban con nombres. Al principio me enojé mucho. Pero entonces mi mamá me recordó por qué me estoy dejando crecer el pelo”.

Te puede interesar: En fotos: Thalía obsequia cambio de look a una mujer sobreviviente al cáncer de mama

Josh, no solo donó su cabello, además sigue recaudando fondos a través de Just Giving para Maggie’s Centre Swansea, organización benéfica que brinda apoyo práctico y emocional a todos los que sufren de cáncer.

Foto: LGE

Ellos, dependen enteramente de donaciones y hacen un trabajo asombroso para ayudar a los enfermos, familiares y amigos. “Así que cualquiera que haya sido afectado por el cáncer puede encontrar un santuario cuando más lo necesita”, comentaba el niño.

Lo más lindo de todo, es que Josh está pensando en dejar crecer su melena una vez más para fines de caridad, por lo que su mamá comentó sentirse muy orgullosa de él. ¡Simplemente admirable!

Con información de La Gran Época


Síguenos en Facebook